martes, 30 de diciembre de 2008

Nochevieja en París


Chicos, ha llegado la hora. Me las piro a París a pasar la Nochevieja, el año nuevo y unos días con tres amigas estupendas: Mary, Noelia y Ana.

Os mandaré besos alados desde la Ciudad de la Luz para desearos un Feliz año nuevo, a ver si puede ser parecido a este 2008, aunque sea un poquito.

Me voy contenta, con mis cosicas en mi cabeza y en el corazón, pero alegre por lo que he vivido este año. El balance lo dejo para la vuelta.

Mil besos y mis deseos de salud, amor y muuuuuucha felicidad!

11 comentarios:

Wunderk dijo...

¡¡¡Pasadlo fenomenal!!!

Te echaremos de menos.

charmed dijo...

Vueeelve, que te conocemos.

Rafa dijo...

Mola. Y da envidia. ;)

Ali dijo...

Te echaremos de menos en el aperitivo de Nochevieja, y en las copas de Nochevieja... pero pronto volverás contándonos tus batallitas parisinas! Pásalo muuuuy bien, nos vemos el finde. Te quiero Conch! Ah, y de acuerdo contigo en que el 2009 se parezca al 2008 aunque sea un poquito...

Antonio Rentero dijo...

Parece que se generaliza lo de pasar la Nochevieja fuera de Espagna con los amigos.

Que lo pases bien en Paris, seguro que no teneis tanto frio y nieve como nosotros en Turin... pero que sean esos todos los inconvenientes ;-)

Besicos.

Rafa dijo...

Bueno, cuenta qué tal os fue, ¿no?

Javier Moñino dijo...

Feliz Año Nuevo Conch!!!

Ya estamos esperando foticos y crónica de la Nochevieja!

Olivia dijo...

Lo has pasado bien?
Feliz año, Bitter!

Conch dijo...

He vuelto!
Feliz Año Nuevo a todos! La crónica, espero, no se hará esperar.

He de decir que yo he echado de menos mi internet, mi blog y a vosotros! Pero no he echado de menos EN ABSOLUTO el estar de copas en Nochevieja por mi Murcia querida... que total...

Eso sí, mucho mucho mucho frío pero mucha mucha mucha risa.

Armando dijo...

Bienvenida y Feliz Año Nuevo !!!

En cuanto te sacudas el frío de encima, empieza con la crónica, que nos tienes impacientes, leshes....

charmed dijo...

Bienvenida, impacientes estamos porque nos hagas la crónica.