viernes, 22 de agosto de 2008

Volar otra vez


Me encanta viajar y me encanta volar. No le tengo miedo al avión. Muchos de mis amigos, y habituales compañeros de viaje, lo pasan fatal a bordo de una aeronave. Los hay que prefieren hablar para no pensar en el vuelo, los hay que prefieren mirar al frente, en tensión, los hay que quieren darte la mano y los hay que prefieren que los dejes en paz… Los hay que aplican la lógica y los hay que ni te molestes, porque asumen que su miedo es totalmente irracional.

Yo soy de las que aplico la lógica, aunque también lo tengo tan asumido que ni me molesto: El avión es el medio de transporte más seguro y es algo tan de cajón, que ya hasta suena a topicazo. Yo soy de las que piensa que si te toca te ha tocao, que pocas veces eres la dueña de tu destino y que corres más riesgos cogiendo el coche todos los días…

El accidente del Spanair es una tragedia y una putada del destino, y tengas o no un vuelo reciente, no puedes evitar que se te estremezca el alma… y pienses que te podría haber tocado a ti.

A pesar de eso, yo quiero volar otra vez. Siento sonar fría pero… la vida sigue y un accidente de avión no nos puede frenar las ansias por ver el mundo.

7 comentarios:

Anónimo dijo...

Buenas!! .Seguramente no sabras quién soy y yo tampoco se quién eres pero no pasa nada verdad, pues bien he entrado a tu blog , mejor dicho me he colado , por casualidad vaya , y me ha gustado mucho ojearlo, leerlo , yo tambien soy de YECLA ,ese pueblo terrible que ya decia josé Luis Castillo-Puche en algunos de sus libros creo recordar pues, si es un pueblo francamente que no me gusta pero aqui tengo el trabajo y de momento , aqui estare ya me gustaria irme algun dia fuera , bueno , no me enrollo mas, y enhorabuena por este tan singular y bonito blog que tienes yo tambien tengo uno .Un SALUDO.

joaquin dijo...

Hola , por si quieres ver mi blog , ojearlo te dejo a qui direccion: joaquinsorianosalcedo.blogspot.com

Conch dijo...

Joaquin: gracias por visitarme, vuelve cuando quieras.

Corazón, yo no soy de Yecla. Si lo fuera crees que pondría a mi pueblo tan a parir? (Bueno, la verdad es que conozco yeclanos que lo hacen). Viví allí por trabajo hasta el pasado junio.

Lo del pueblo terrible lo decía Pío Baroja, Castillo Puche decía que el viento era la causa de que la gente de allí se volviera loca, entre otras cosas.

Le echaré un vistazo a tu blog. Un saludo.

joaquín dijo...

gracias, por visitar mi blog , por si te sirve yo trabajo en una fabrica de tapizados y soy tapicero , por lo del sofa digo .

Mary dijo...

Estoy de acuerdo contigo, yo no dejaré de volar por esto, aunque me duele por la cercania con la que me ha tocado. Como tu, siempre he dicho que si me tiene que tocar en un avión no habrá nada que lo impida y que si es así, al menos, lo haré haciendo algo que me encanta y que no dejaré de hacer mientras pueda.

Conch dijo...

Joaquín: Por eso te dije lo del sofá, jajaja, aunque creo que iré a Granfort.

Mary: Ya sé yo que tú eres de las mías. Ves que te menciono en la entrada siguiente, putica...

A Niza me voy en tren, por cierto. Pero no por miedo, sino porque el único avión barato que vi a Niza sale de Barcelona y pa eso...

sushi de anguila dijo...

Vaya dos intrépidas viajeras! Así me gusta, a lo Phileas Fogg, cuya pasión por viajar le llevaba desde el junco al elefante pasando por la tartana marbellí....Os admiro, chiquilinas....y sí, Conch...la cosa es así, cuando te toca te ha tocao....así que, Carpe Diem, Caperucita!

Cuando has comentado que te vas a Niza, me he acordado de la última de Mr Bean!!, jajajaja...